24h Aragón.

24h Aragón.

"Implementan medidas de seguridad para proteger a las peregrinas en el Camino de Santiago por Aragón"

El subdelegado del Gobierno en Huesca, Carlos Campo, ha presentado la nueva temporada de la campaña ‘No caminas sola’ en el albergue hospital de peregrinos de Arrés (Huesca) este miércoles, con el objetivo de reforzar la seguridad de las mujeres que realizan el Camino de Santiago Francés en solitario.

Esta iniciativa es fruto de la colaboración entre las unidades contra la violencia de género de las delegaciones de Gobierno de varias comunidades autónomas por las que pasa esta ruta jacobea, incluyendo La Rioja, Navarra, Aragón, Castilla y León, Galicia y Extremadura por la Vía de la Plata.

En la presentación también estuvieron presentes el alcalde de Arrés, Martín Torres; la presidenta de la Comarca de la Jacetania, Olvido Moratinos; la jefa de la unidad VioGén de la Subdelegación, Carmen García; así como representantes de la Guardia Civil y la Policía Nacional, responsables de la seguridad en los territorios por los que transcurre la ruta.

La campaña ‘No caminas sola’ tiene como objetivo informar a las peregrinas sobre los recursos disponibles para aquellas que puedan sufrir violencia, y se suma a los dispositivos específicos de la Guardia Civil y la Policía Nacional para proteger a todas las personas en el Camino de Santiago.

Esta campaña se materializa a través de la difusión de dípticos y carteles informativos bilingües en diferentes lugares del Camino de Santiago, que incluyen un QR con enlaces a teléfonos de atención como el 016 para violencia machista, y los números generales 062 y 091, así como recursos cercanos de ayuda.

Los materiales estarán disponibles en albergues, farmacias y cuarteles de la Guardia Civil a lo largo de la ruta, así como en la Comisaría de Jaca y el Centro de Cooperación y Aduanero de Canfranc.

Carlos Campo destacó la importancia de la aplicación AlertCops para móviles, que permite a las peregrinas compartir su posición con las Fuerzas de Seguridad en caso de emergencia, como parte de las medidas para brindar apoyo contra la violencia de género a lo largo del Camino de Santiago.

En palabras de Campo, todas estas acciones se traducen en que "las peregrinas puedan contar con los recursos disponibles contra la violencia de género a lo largo de la ruta jacobea, sabiendo que tienen el respaldo de las Fuerzas de Seguridad del Estado en caso de enfrentarse a una situación de este tipo".