24h Aragón.

24h Aragón.

"UCARAGON promueve una planificación responsable de compras y tarjetas durante las rebajas invernales"

ZARAGOZA, 26 Dic. - UCARAGON ha propuesto un plan para regular las compras y promover un uso responsable de las tarjetas durante las rebajas de invierno 2023-2024, que comenzarán el 6 de enero. Durante este período, los establecimientos comerciales deberán cumplir ciertas normas establecidas por esta organización.

"Como cada año durante las fiestas navideñas, los consumidores esperamos ansiosos que los comercios y grandes superficies anuncien el inicio de las rebajas", afirmó UCARAGON.

Hasta hace unos años, las rebajas solían comenzar después del Día de Reyes, pero en los últimos años la mayoría de los establecimientos han decidido adelantarlas al 6 de enero, explicaron.

Aunque las rebajas se llevan a cabo en los momentos de mayor interés comercial, cada establecimiento tiene la libertad de decidir la fecha de inicio y finalización de su período de rebajas, detallaron.

La organización destacó que los productos que se ofrecen en rebajas deben tener un precio inferior al que tenían antes de la venta. La reducción del precio debe mostrarse claramente, tanto en porcentaje como en cifra, junto al precio original. Además, la administración tiene la facultad de exigir la prueba de veracidad del precio habitual, ya sea a solicitud del comprador, de una asociación de consumidores o de oficio.

Los artículos que se ofrecen en rebajas deben haber formado parte de la oferta habitual de ventas con anterioridad. Queda prohibido ofrecer como rebajados aquellos artículos deteriorados o que hayan sido adquiridos específicamente para este fin.

Los establecimientos deben mostrar claramente desde el exterior las fechas y condiciones de las rebajas, incluso si el establecimiento se encuentra cerrado. Además, los productos adquiridos durante las rebajas pueden ser devueltos, siempre y cuando el establecimiento acepte devoluciones en general durante el resto del año.

En el caso de productos defectuosos, el consumidor tiene derecho a exigir su devolución, incluso si el establecimiento no acepta devoluciones en su política general de ventas. Los productos rebajados deben estar claramente identificados y separados de los productos que no están en rebaja, para evitar confusiones.

El consumidor tiene el derecho de elegir la forma de pago durante las rebajas. Si el establecimiento normalmente acepta tarjetas de crédito, no puede negar este método de pago durante este período. Aunque debido a la crisis sanitaria se ha generalizado el pago con tarjeta, aún existen establecimientos que no ofrecen esta opción o prefieren el pago en efectivo.

Es importante destacar que los establecimientos no están obligados a tener un datáfono para recibir pagos con tarjeta. Sin embargo, deben garantizar la opción de pago en efectivo en todos los establecimientos. Negarse a aceptar pagos en efectivo constituye una infracción, siempre que se respeten los límites establecidos por la normativa fiscal y de prevención y lucha contra el fraude.