24h Aragón.

24h Aragón.

La sanidad aragonesa avanza: ahora puede detectar 42 enfermedades con una simple prueba del talón

La sanidad aragonesa avanza: ahora puede detectar 42 enfermedades con una simple prueba del talón

En Aragón, se ha puesto en marcha el cribado neonatal para el diagnóstico de hasta 42 enfermedades, con una de ellas en fase piloto de investigación. Esta iniciativa permitirá detectar la atrofia muscular espinal (AME) de forma más temprana, con la posibilidad de ser incluida en la cartera de servicios públicos después de un año de evaluación.

El Sistema Nacional de Salud solo contempla la detección de 12 enfermedades a través del programa de cribado neonatal, mientras que Aragón ha ampliado su programa para incluir un total de 42 enfermedades mediante servicios complementarios.

El objetivo principal del cribado neonatal es identificar enfermedades congénitas que podrían pasar desapercibidas al nacimiento, permitiendo un tratamiento precoz que mejore el pronóstico de la enfermedad.

En un evento sobre cribado neonatal, la directora general de Salud Pública de Aragón, Nuria Gayán, ha instado al Ministerio de Sanidad a actualizar la cartera de servicios comunes del Sistema Nacional de Salud para reducir las disparidades entre las Comunidades Autónomas.

En el Hospital Universitario Miguel Servet de Zaragoza se realizan anualmente entre 15.000 y 16.000 pruebas de cribado neonatal, siendo un centro de referencia para el diagnóstico y tratamiento de enfermedades congénitas en Aragón, La Rioja y Navarra.

El cribado neonatal consiste en una prueba de sangre realizada entre las 48 y 72 horas después del nacimiento, que permite detectar enfermedades metabólicas, endocrinas y genéticas. El resultado se basa en el análisis de diferentes metabolitos presentes en la muestra de sangre del recién nacido.

La implementación de un programa de cribado neonatal para enfermedades como la AME, la fibrosis quística y otras patologías, contribuye a un diagnóstico temprano que puede mejorar significativamente la calidad de vida de los pacientes con enfermedades raras.

El cribado neonatal universal es fundamental para prevenir la carga sanitaria, social y económica que suponen las enfermedades congénitas, beneficiando no solo a los pacientes y sus familias, sino también a la sociedad en su conjunto. La mayoría de las enfermedades detectadas a través de este programa son consideradas enfermedades raras, lo que resalta la importancia de estas iniciativas preventivas.