24h Aragón.

24h Aragón.

El Gobierno de Aragón destina más fondos para el plan de exhumaciones: 110.000 euros, un 10% más.

El Gobierno de Aragón destina más fondos para el plan de exhumaciones: 110.000 euros, un 10% más.

El Gobierno de Aragón se reunirá con asociaciones memorialistas para abordar el plan de exhumaciones el próximo 11 de abril en Zaragoza. La vicepresidenta segunda portavoz del Gobierno, Mar Vaquero, anunció que se destinaron 110.000 euros al plan, que busca dar una sepultura digna a todas las víctimas de la violencia ideológica desde la época de la República hasta la dictadura.

Vaquero explicó que el objetivo es recuperar, identificar y dar un destino digno a estas víctimas, contando con la colaboración de las asociaciones memorialistas. Los trabajos se llevarán a cabo desde la Dirección General de Patrimonio Cultural, siguiendo un mapa de exhumaciones previo a la Ley de Memoria Democrática.

La reunión del 11 de abril se centrará en aspectos técnicos y se gestionará el presupuesto directamente desde el Gobierno autonómico. La portavoz del Ejecutivo aragonés destacó que es un derecho de los familiares recuperar la dignidad de los represaliados, sin distinciones.

Respecto al enfrentamiento con el Gobierno central por la derogación de la Ley de Memoria Democrática, Vaquero lo calificó como un intento de generar división entre los españoles. Subrayó que la derogación se hizo cumpliendo la legalidad, mientras que el Gobierno central busca enturbiar la situación con recursos basados en la confrontación.

La vicepresidenta criticó al presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, por utilizar la identificación en el valle de Cuelgamuros como parte de su campaña electoral. En este contexto, destacó que los españoles superaron etapas difíciles gracias a la Transición, la Ley de Amnistía y la Constitución.

Vaquero instó al Gobierno central a cumplir con su propia ley de memoria histórica y crear un registro de datos para facilitar las exhumaciones. También cuestionó el interés del presidente en las víctimas de la represión ideológica, considerándolas un mero elemento de campaña electoral.

En relación a las exhumaciones en Aragón, recordó las críticas de la izquierda por la falta de interés del Gobierno anterior. Se espera mantener o aumentar el número de exhumaciones en 2024. Además, se está trabajando en un plan de concordia basado en el espíritu de la Transición, lejos de la confrontación.

La consejera de Interior, Tomasa Hernández, destacó la importancia de escuchar las sugerencias e intereses de las asociaciones memorialistas en este proceso. En definitiva, el Gobierno aragonés está comprometido en cumplir con la memoria histórica y en dar una respuesta digna a las víctimas de la violencia ideológica.