24h Aragón.

24h Aragón.

El alcalde de Zuera asegura que la crecida del río Gállego ya no representa un problema y se enfoca en la retirada de agua y barro.

El alcalde de Zuera asegura que la crecida del río Gállego ya no representa un problema y se enfoca en la retirada de agua y barro.

Desde Zuera, en Zaragoza, el alcalde José Manuel Salazar ha confirmado que ya no hay preocupaciones por la crecida del río Gállego, que alcanzó su punto máximo durante la noche del sábado. Se está trabajando en la limpieza de las zonas afectadas por el agua y el barro.

Según Salazar, la situación ha sido tranquila durante la noche y por la mañana el nivel del agua ha descendido considerablemente, aunque todavía hay áreas inundadas en el Parque Fluvial y cerca del río. El pico de la crecida se registró alrededor de las 23.00 horas del sábado, y el caudal ha empezado a descender desde ese momento.

El caudal máximo alcanzó los 400 metros cúbicos por segundo a su paso por Zuera, equiparándose a la crecida del año 2016. Aunque el nivel del agua está bajando por sí solo, las labores se centran ahora en la limpieza del barro. La piscina municipal, llena de barro, no abrirá hasta finales de mayo, mientras que en el campo de fútbol el agua se ha detenido a las puertas.

Los agricultores de Zuera tomaron medidas preventivas el sábado para proteger sus huertos y animales, evitando así daños mayores. La normalidad está volviendo poco a poco al municipio, con la presencia habitual de la Policía Local y la retirada de los voluntarios de Protección Civil al descender el caudal.